Acería

      

  

  

  

  

  

  

  

A partir de la utilización del 100 % de chatarra, que se funde en hornos de arco eléctrico, se obtiene el acero líquido. Una vez lograda la temperatura de proceso requerida, se vuelca a un recipiente adecuado (cuchara de colado) donde  se efectúa el afino del acero líquido, haciendo el agregado de ferro aleaciones (según la calidad a obtener) realizando un agitado del acero líquido con gas inerte, lo cual homogeneiza química y térmicamente el mismo. Este acero líquido se vierte en moldes especiales (lingoteras) con formatos y pesos diversos, según el producto final.

Los lingotes obtenidos se transforman a producto final mediante dos tipos de procesos: forjado y laminado.

Capacidad de producción mensual: 2000 tn.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *